La propietaria del terreno en el que se estrelló el avión YAK-42 lo lega a los familiares de las víctimas.

El 26 de mayo de 2003, el avión ucraniano YAK-42 se estrelló en las cercanías de Trabzon, perdiendo la vida 62 militares españoles.

La propietaria de las tierras, Fáima Karahan, incluyó en su testamento el legado de dicho terreno a favor de los familiares de las víctimas. Según las palabras de la  anciana, que falleció a los 82 años;»No podía vender la finca porque la sangre de los militares fallecidos recorría esa tierra, aquella en la que se encuentra su tumba»

Leave a Comment

Filed under Uncategorized

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *